domingo, 22 de septiembre de 2013

Para gustos, los colores

Ayer pinté la habitación de los niños (la de la litera de tres) de un color marrón tirando a gris ... Huy, perdonadme, que por un momento creí que tod@s mis seguidor@s son normales y no precisan que se les detalle el color en cuestión. Decía que ayer pinté esa habitación y el color usado fue una mezcla que hicimos aprovechando un cubo de pintura color "barro de río" con ... ¿perdón?, ¿que no sabéis qué color es ése?. Buf, os veo poco puest@s. 

El color de la pared es barro de río
Aquí tenéis el resultado de mezclar el "barro de río" con blanco

Es el de la pared, carmesí es el de la bandera, así como el del
 mueble-estantería es blanco y verde chartreuse es el de la caja número 3
Que nadie se sienta ofendid@ por esta aclaración del color utilizado en la habitación infantil, pero de todos es conocido que mientras los hombres somos algo más básicos en esto de los colores, las mujeres acostumbran a complicarlo un poco más, a establecer diferenciaciones de tonalidades dentro de un mismo color y, en consecuencia, a utilizar más nombres en su denominación. Este esquema podría ser un buen ejemplo de lo que digo:




Quizá algun@ se pregunte a qué viene esto. Os explico:

Estaba en Madrid porque mi hermano había sufrido un percance grave de salud cuando había llegado allí por trabajo y ella vino desde allí. Pasaba un día y otro, sin saber si se convertirían en tres o en cuatro, resuelto a hacer una guardia permanente en un hospital alejado del centro mientras esperaba a que diera la hora de estar unos pocos minutos con él, pocos para mi, muchos para el paciente a decir de los médicos.
Sólo quiso acercarse a saludar, a decir hola, a calmar mi aburrimiento sin curarlo del todo, porque tampoco era cosa de quedarse allí a pasar la tarde. Supongo que no se preocupó mucho por la impresión que causaría, la verdad, porque siempre debe causar la misma impresión en general. Así es que, por casualidad, el pantalón era marrón claro, la camisa era blanca con botones y ojales negros, la chaqueta era larga de color marrón, el bolso y el cinturón eran de color marrón también, los zapatos eran negros con un poco de tacón, igual que la correa del reloj (que era negra, no que tenía tacón). Podría haber sido de otro color, porque se iba al poblachón (como ella lo llama), pero era negra, porque venía del trabajo. Como pueden ver, o al menos imaginar, la combinación de colores era adecuada y las tonalidades eran discretas, en tonos perfectamente distinguibles aunque siempre se puede discutir si son distinguidos.
Y así vestida, señores, que alguien piense que en lugar de ir de marrón iba de beige, chocolate y camel es obsesionarse con los detalles. Y que ese(a) mismo(a) alguien además te lo diga, es bajar a detalles tan poco importantes como aquellos en los que no se ha fijado. Y que encima reaccione de forma rotunda, con la única naturalidad que le fue posible:
- ¿Marrón???? ¡Yo nunca voy de marrón!
En fin, se lo tendré que perdonar, porque la visita fue todo un detalle, aunque me cueste la paciencia…


23 comentarios:

  1. jajaaaaaaaaajajajajajaja

    Vamos, es que confundir y meter en el mismo saco el beige con el camel, no tiene perdón.

    Y, que me corrijan las demás...yo creía que ese color barro de río que pones es color visón.

    ¿Por qué no llamar a cada cosa por su nombre si lo tiene?

    Ainssssssssssssss

    ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo del beige es cierto, pero que el "barro de río" es "visón"... Haz la prueba, ve a una tienda de pintura, pide la carta de colores y verás el "barro de río"

      Eliminar
    2. El color barro de río solo puede haberlo inventado un hombre. Ninguna mujer en su sano juicio llevaría nada de un color con ese horrible nombre!!!

      Visón es un color mucho más elegante, y lo hay en diferentes tonalidades, que lo sepas!!!

      Y estoy con las demás. El marrón no existe. Sólo la kk es marrón, y como comprenderás, ninguna llevamos nada color kk!!!

      Eliminar
  2. jajajajajajajajjaajajaja ainnssss está claro que un hombre no entiende los matices de color, ¿confundir beige con camel? ¿marrón claro? ¿cómo de claro? porque quizá no sea marrón....
    Y nunca había oido color barro de río, más bien yo también diría que es color visón
    jajajajajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Insisto, tenéis razón en lo del beige. Otra con el "visón". Eso es un animal (apreciado en peletería), pero no un color.

      Ainssssssss, que se os ha de explicar todo

      Eliminar
  3. Si es que no tienes perdón de Dios, vamos, decirle a la pobre que iba de "marrón", hala, así, sin anestesia ni nada, cuando estaba claro que era camel. Pero qué poca sensibilidad...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Otra! Tenías que ver la situación: varias personas a la entrada del hospital y, es cierto, solo una reunía las características de ella ...¡iba de marrón!

      Eliminar
  4. Buenísimo. Somos tan diferentes...... Hablamos idiomas tan diferentes......... Me apunto al visón de Covadonga, lo de barro de río es ya ir a un detalle excesivo. Una entrada sencilla y ¡¡¡genial!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Pero que tendrá el visón para que todas digáis lo mismo! Va, decidme la verdad, tenéis un chat titulado "Vamos a fastidiar a Pater" y os ponéis todas de acuerdo con los comentarios, ¿no?

      Eliminar
  5. Ay, Dios, si es que tanto leer blogs femeninos sabía yo que iba a terminar así...

    Lo próximo... una entrada sobre como usar el eyeliner... lo estoy viendo venir, jajajaja!

    Afortunadamente, estas entradas me gustan muuuuucho más que las de fútbol (como ya habrás podido comprobar).

    Bss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso, seguro que es eso!

      Pues ya voy preparando esa entrada.

      Eliminar
  6. Pues yo debo ser un hombre y no lo sabía, porque distingo sólo los colores de la columna de la derecha :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Por fin una que entiende! No, no te preocupes, no eres hombre, eres normal ;-)

      Eliminar
  7. Esta clarísimo, JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA, ese color es visón o como mucho topo... En fin, no se puede ir de marrón, cuando se va de tonos camel, hay una gran diferencia. Una entrada muy divertida, si señor!!!. Besss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿No me digas que también hay un color topo?

      Según ella iba de chocolate, camel y beige ...

      Eliminar
  8. Lo siento, pater, pero ese color es visón o, como han dicho por ahí, topo, que sí que existe, y es un color además de un animalico cegato. Y decirle a una mujer que va de marrón.... uy, no sé cómo no te mordió. El marrón no existe, que lo sepas. Es una leyenda urbana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Quién puso el nombre "topo" a un color? ¿El animalito cegato? Si es así, ahora lo entiendo todo ;-)

      Me imagino las escenas:

      - Apagón monumental en el Bernabéu. Huy, no veo nada, lo veo todo topo.

      - Se está acabando el partido en el Camp Nou y el Barça empata a 2 con el Sevilla. Ufff, veo esto muy topo. No te preocupes, que ahora viene el árbitro y lo arregla

      Eliminar
  9. Mira tú por donde, el alguacil alguacilado... A ver si te entra en la cabeza que, como dice María José, el marrón NO EXISTE para una mujer.

    Y hay una parte del texto que me suena muchísimo. Qué bien escribes últimamente, Pater, qué bien escribes...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Reconozco que me he metido en un marrón, que no he sabido movilizar a los míos (¿a los míos?) o que este blog solo lo leen mujeres. Si es así, no podía esperar otra cosa.

      Aprovecho para comunicaros (atención, primicia mundial) que ¡el marrón existe! Otra cosa es que lo uséis, pero existir, existe (y yo lo he visto)

      Jajajajaja. Muy observadora

      Eliminar
  10. ¡¡jajajaja Si que te has metido en un buen marrón!! jajajaja
    Lo de la habitación de los niños... ¿barro de rio?
    No te preocupes Pater, en la empresa que trabajaba (alta moda) la cosa siempre era del tenor de:
    Azul pato ¿? blanco roto, visón mate, caldero, peonía en flor ¿? y así todo... :P
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaja. Y todo ha sido por culpa de Carmen J.

      ¿En esa empresa trabajaba algún hombre? Normal, claro. ;-)

      Eliminar
  11. Curiosa apreciación. Me has hecho reír.
    Saludos

    ResponderEliminar

Recuerda que es un blog para todos los públicos. Si vas a dejar tu comentario, procura que no sea ofensivo ni de mal gusto, así como que sea respetuoso con las opiniones de los demás. Muchas gracias