viernes, 23 de mayo de 2014

Entradas costumbristas: Cuando llega la compra

Hoy dedicaré una entrada a ese apartado que creé y me propuse continuar y que, para desgracia de alguna de mis seguidoras y/o ex-seguidoras, había dejado en el más triste de los olvidos. Volvemos a las entradas costumbristas y ésta en concreto, dada su frecuencia, ha alcanzado en nuestra familia esa categoría.

Creo recordar que en alguna ocasión había mencionado el hecho de que en casa hacemos la compra en Mercadona* a través de internet. A. tiene ya confeccionada una lista estándar que utiliza de base para cada una de las compras. Es cierto que así es más cómodo. Sin embargo, existe un riesgo que últimamente se viene produciendo con demasiada frecuencia: comprar productos de los que ya teníamos en cantidad. Temo que cualquier día se presente en casa un cuerpo de élite de la policía porque rastreando las compras de los últimos meses tiene indicios pruebas más que suficientes para acusarnos de tráfico ilegal de productos de primera necesidad.

Una de las características de Mercadona cuando haces la compra por internet es que para llevártela a casa te dan una franja horaria, demasiado amplia para mí e imagino que ridícula para ellos.

A: P., esta tarde traen la compra de Mercadona

Yo: Muy bien

A: Ya, pero yo tengo Pilates, así que intenta estar a esa hora en casa

Yo: ¿A qué hora?

A: Entre las 18 y las 20 h

A las 18 h en punto suena el interfono. "Mercadonaaaaaaa", es la respuesta al nuestra pregunta. Al poco empieza a oírse ese peculiar sonido que producen las ruedas del carro que utilizan para subir la compra. Parece que es un sistema hidráulico que suena como si estuvieran pisando la cola a un gato cada vez que sube un escalón (quizá de ahí venga lo de gato hidráulico). Por la puerta aparece el simpático mozo del supermercado al que le hace mucha gracia nuestra familia cuando ve que todos los niños empiezan a formar una cadena humana para ir guardando casa cosa en su sitio: uno se encarga de romper las cajas de cartón que contienen los tetra briks de leche e ir colocándolos uno a uno en una estantería del lavadero, otro de los productos frescos (es un auténtico drama conseguir que quepa todo en el frigorífico (y eso que es solo frigorífico), otro de guardar los congelados en el congelador, otro de los productos de limpieza e higiene personal, otro de ... Vamos, hasta el repartidor es el encargado de poner ordenadamente los paquetes de botellas de agua. Es más majo ...

Una vez guardado todo (en algunos casos haciendo auténticas proezas al más puro estilo Tetris), toca bajar cartones y envases

(...)

Lo siento, debo dejaros porque A. me acaba de comentar que posiblemente mañana muy temprano nos vamos a Sevilla en un plan muy improvisado, un "aquí te pillo, aquí te mato". Ya os contaré. Además, dentro de un rato tenemos el acto de imposición de becas en el colegio de Ma, al que le seguirá una cena ... ¡y mañana, a las 08:30 h sale el AVE!

*Lamento decepcionar a aquellos/as que esperaran leer ahora aquello de "Mercadona es una marca registrada", simplemente quería deciros que esta entrada, como todas las demás, no está patrocinada

12 comentarios:

  1. Qué bien educados están tus hijos. Que te diviertas en Sevilla. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es que lo hagan de buena gana, pero por lo menos lo hacen

      Eliminar
  2. Jaja me encanta lo de la cadena humana! Yo soy la mayor de seis y también nos organizábamos todos para guardar la compra semanal. Medio supermercado! :)

    ResponderEliminar
  3. Que organizados :-) Disfrutad de Sevilla!

    ResponderEliminar
  4. Mira que ya andaba yo diciéndote que no te veía bien, que algo te pasaba, pero esto ya es grave: ¿Dos entradas en una semana? ¿Tú? Ahhhh, espera, que ya llega Agripina a secuestrarte y la segunda la tienes que dejar a medias. Así si.
    Que lo paséis bien en Sevilla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajajajaja ¡Qué mala eres conmigo! ¿A que no te felicito por la victoria del Madrid? ;-)

      Eliminar
  5. Nosotros nunca lo hemos hecho, pero si que tengo ganas de probar, a verp como sale, el conocer que a vosotros OS sale tan bien, probaremos. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a nosotros nos va muy bien. Si lo probáis ya me contarás

      Eliminar
  6. En mi casa cuando llego con el coche lleno hasta atrás la cadena humana es escaleras arriba a hacer que hacen y que están muy ocupados, y la verdad es que casi lo prefiero, soy muy "tiquismiqui" y no soporto que coloquen las cosas de cualquier manera ... maniática que es una...
    Espero que hayáis disfrutado en el acto de imposición de becas de Ma., ainss pero que mayores se hacen y que rápido corre el tiempo... Pasarlo bien en Sevilla.
    Besines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, también es una cadena humana...

      Gracias por tus deseos. Sí, lo pasamos bien en las dos cosas y, sí ¡nos hacen muy mayores!

      Eliminar

Recuerda que es un blog para todos los públicos. Si vas a dejar tu comentario, procura que no sea ofensivo ni de mal gusto, así como que sea respetuoso con las opiniones de los demás. Muchas gracias