viernes, 25 de octubre de 2013

Otra vez las reuniones de padres

Como ya sabéis por las veces que lo he comentado en este blog, A. y yo pertenecemos a ese grupo de padres (no sé yo si selecto o qué) que va a miles de reuniones del colegio de los niños a lo largo de un curso académico cualquiera. Durante un tiempo (mucho tiempo) pensaba que era un pringado (sigo siéndolo, pero por otros motivos) por el hecho de no perderme ni una de las reuniones. Ahora, en cambio, eso me da un aire que no sé cómo describir, es un aire de -a ver cómo lo digo para que no se malinterprete-, de superioridad (suerte que iba a intentar que no se malinterpretara) sobre los demás.

El otro día, por ejemplo, durante la reunión de 6º EPRI (Educación Primaria), la de Q., el tutor nos decía a los padres en el aula que pensáramos que al acabar este curso habremos ido a ... ¡18 reuniones! de nuestros hijos. El planteamiento era muy sencillo: 1 hijo x 3 reuniones por curso (1 cada trimestre) x 6 años de escolarización = 18 reuniones. ¿Y esa cifra por qué me resultaba familiar a mí, que no había dedicado ni un nanosegundo de mi tiempo a semejante planteamiento? ¡Claro!, esas son las reuniones que A. y yo nos tragamos cada año. Me explico, al tener 6 hijos y haber una reunión al trimestre, la operación es muy sencilla: 6 x 3 = 18. He aquí el primer síntoma de esa superioridad.

Como el tiempo pasa (también para nosotros), cuando vamos a las reuniones de la clase de S. os puedo asegurar que estamos un poco por encima de la media de edad de los padres (de verdad, sólo un poco, ¿a qué edad empieza la gente a tener hijos?). O se peinan canas o ... se peina menos (menos cantidad de pelo, se entiende) y eso, quieras o no, te da también ese aire de superioridad, de experiencia, de ... no sé, de que vas más de guais. Me encanta comentar ciertas cosas que denotan la anormalidad (fuera de lo normal) de nuestro caso con otros padres. Durante la cena fría posterior a la reunión del miércoles correspondiente a 1º de EPRI (la de S.), A. me animó a hablar con otros padres (¡qué poco me gusta eso de romper el hielo!). Hablaba con uno de éstos que me decía frases como "Buf, los profesores son de otra pasta, porque mirar que bregar con 25 niños..." "Bueno -le decía yo-, piensa que después de trabajar, como todos, se van a su casa y son los padres los que se ocuparán de ellos" (ya sé, el nivel es el que es) y añade "Sí, no sé cómo lo hacen, porque después nosotros en casa, con dos, vamos como locos" Antes, pasaba por alto estos comentarios (y los entendía, de verdad), ahora, en cambio, reconozco que me recreo y, como quien no quiere la cosa, saco a relucir que tenemos 6 hijos. Permitidme la maldad, pero disfruto viendo sus caras de susto y cierto sonrojo por su comentario.

Bueno, ya estamos acabando las de este trimestre. Sólo nos queda la de 1º de Bachillerato, la de P. Aunque ahora empezamos las tutorías: el lunes tenemos 4 de una tacada. Tendré que estar muy atento para no hablar de Q. en la de Mi. o de JP en la de P. No sé, habrá que evitar situaciones tipo:

Tutor, pensando en P.: ¿Cómo veis a vuestro hijo en casa?

Yo, pensando en JP: Bien, pero es un suplicio tener que ir pidiéndole constantemente que se ordene el cuarto o que recoja la ropa del cuarto de baño.

Tutor, sigue pensando en P. porque la respuesta cuadra perfectamente con la pregunta formulada: Bueno, eso es lo que tienen los adolescentes

Yo, que sigo pensando en JP mientras me pregunto qué habrá querido decir el tutor con eso de la adolescencia: Ya ...

22 comentarios:

  1. jajajajja Las recuerdo con horror, tengo que reconocerlo. No me gustaban nada.
    Yo tuve una compañera de trabajo que tenía 9 hijos. Una mujer increíble,encantadora con un tipazo que no denotaba para nada ni los nueve hijos ni la edad que tenía. Algunas veces en la oficina cuando había gente nueva y empezaban a hablar de los niños y que si daban guerra, que qué trabajo que que... Ella también se recreaba en la suerte y te aseguro que se lo pasaba muy bien. :P
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaja. Hasta ahora nunca me había recreado, pero ahora ya estoy de vuelta

      Eliminar
  2. Lo que tiene valor es que vayáis a todas... Yo tuve una madre a la que no vi en todo el curso, y la mayoría solo vinieron a la primera...

    Paciencia!

    ResponderEliminar
  3. jajajajajaja maloooooooooooooo

    Pero mira, nos está bien empleado a los mono-hijos, o a los bi-hijos, por quejarnos tanto!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajajaja

      Noooooo, no lo interpretes como un ataque a los que tienen menos hijos

      Eliminar
  4. Qué trabajadores.

    Seguro que no todos se lo toman con el mismo interés, Páterfamilias.

    Y todo en catalán, ¿no?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, hay de todo, no creas.

      Mayormente, si, en catalán

      Eliminar
  5. Jo, Paterfamilias, es que vosotros tenéis un máster en reuniones, con eso no vale.... Y mira que yo con tres hijos también me siento un poco superior, jaja.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja. Es que con 3 también puedes sentirte superior

      Eliminar
  6. Jajajaja! Me encantaría veros por un agujerito... yo si tuviera 6 hijos también disfrutaría haciendo lo mismo, jajajajaja!

    Por cierto... cena fría después de la reunión? Como para que luego te quejes... si te dan cena gratis 18 veces a lo largo del curso... tendrás morro?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaja

      ¡Exacto!, es otra forma de animarnos a ir a las reuniones

      Eliminar
  7. Si yo tuviera 6 hijos chulearía hasta infinito y más allá.
    En cuanto a las reuniones escolares no me pierdo ni una para salir siempre aburrida de las absurdas preguntas de algunos padres. Siempre nos toca algún cansino que hace que la reunión dure el doble...
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja

      Huy, sí, yo tampoco aguanto esas "preguntas"

      Eliminar
  8. Yo con la mitad y alguna que otra vez me liaba de si la reunión de principio de curso, esa general para todo el curso, que tocaba ese día era la de Primogénito o la de la Peque, eso sí yo sabía que tenía que ir a alguna y allí me plantificaba y según qué padres estuvieran ahí ya me daba cuenta de a quién pertenecía :)

    ResponderEliminar
  9. Desde luego ellos son unos aficionados y vosotros unos expertos. Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Ohhhh, que ya sabes que siempre que sacas el tema SEIS hijos me das muuuuuuucha envidia. Lo de la "superioridad" en la clase de S. me ha hecho mucha gracia: habrá padres que, al veros, pensarán, "estos ya lo han tenido maduritos, seguro que está muy sobreprotegido..."; hasta que se enteran de los SEIS, claro, jajaja
    Y otro detalle muy a tener en cuenta. ¡El tutor de Q. se ha olvidado de Educación Infantil? ¿O es que os saltásteis las tres por curso de esos tres años? ; PP
    Por cierto, lo de llevar una libreta para apuntar lo de cada uno, teniendo cuatro tutorías el mismo día, ¿no lo habéis pensado? Yo sería incapaz de acordarme de lo de cada uno 0_0

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No has de tener nada de envidia.
      jajajaja, seguro que más de uno lo piensa.
      Bueno, quizá no me he explicado bien. Seguramente se refería a las reuniones de Primaria
      Lo de la libreta lo hemos hecho ;-)

      Eliminar
  11. Puedes presumir todo lo que quieras Pater, para eso tienes un Master en reuniones ecolares.
    Yo acabé hasta el gorro de las reuniones de la asociación de padres (APA, AMPA, AMPAA, o como quiera que se diga) y encima mi mujer era la presidenta.
    Nunca teniamos reunión con los profes, pa qué, sin nos veíamos todos los miércoles. Ventaja de ser el presidente consorte.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Recuerda que es un blog para todos los públicos. Si vas a dejar tu comentario, procura que no sea ofensivo ni de mal gusto, así como que sea respetuoso con las opiniones de los demás. Muchas gracias