viernes, 28 de noviembre de 2014

Tu cara me suena Mini

Advertencia: La entrada de hoy es políticamente incorrecta y puede herir la sensibilidad de alguno/a.

Hace unos días que acabó un programa de televisión que por un motivo muy concreto nos vimos "obligados" a ver. El programa en cuestión era "Tu cara me suena Mini" y el motivo no era otro que la participación de una sobrina de A. (para ser más exactos, la hija de un sobrino de A.)

La cadena que lo emitía era Antena 3 (tranquilos, no hago publicidad, al revés, la pondré a parir) que, unido a su formato, composición de su jurado y otros menesteres hacía que seguirlo fuera un auténtico calvario.

Si no recuerdo mal, el programa empezaba a las 22:30 horas (un poco más tarde que el prime time ... que el prime time español, que es muy peculiar). Los más listos os preguntaréis "Si empezaba a esa hora y se trataba de Antena 3, ¿a qué hora acababa?" ¡Efectivamente!, esa es la pregunta. Yo aguanté dos programas hasta el final y puedo dar fe de que acababa a la 01:30 horas ... Vamos, que empezaba un jueves y acababa el viernes.

¿De qué se trataba el programa? Así, de forma resumida, podríamos decir que era un concurso en el que unos cuantos niños seleccionados según sus aptitudes musicales los criterios que tuvo a bien algún responsable del programa competían entre sí imitando a cantantes conocidos (no es eso sinónimo de buenos) y siempre acompañados de un adulto, que también era un famoso (o eso creo). Participaban, por ejemplo, María del Monte, Santiago Segura, Miki Nadal, Xuso Jones ... Cada semana, a los niños-participantes se les asignaba a lea to ria men te (no se lo cree nadie) el cantante o grupo a imitar. Así, a una niña "mu grasiosa" y "mu salerosa" siempre le tocaba imitar a folclóricas (solo una vez le tocó una canción en inglés).

Además de la sobrina de A., algunos de los participantes eran:

Unax: Este niño metido en un cuerpo de adulto (o este adulto con mentalidad de niño) no se caracterizaba por sus dotes artísticas. Nuestra tortuga habría hecho un papel más digno en ese programa. Eso sí, cariñoso sí que lo era. Se ha pasado la mayor parte de los programas abrazando gente. O estaba muy falto de cariño o en realidad era un teletubbie. No quisiera indagar mucho en el tema, pero el realizador del programa, de vez en cuando, ofrecía imágenes de los familiares de los concursantes durante la interpretación de los niños. De esta forma todos pudimos "conocer" a los padres de Unax y, a juzgar por la cara del padre, alegría, lo que se dice alegría no parece que hubiera mucha en su hogar. Quizá eso explique esa necesidad imperiosa de su vástago por abrazar.

Padres de Unax

Fran: El más pequeño de los participantes. Vamos, era tan pequeño que ni tan siquiera se le había formado la voz. Cada programa era una lucha encarnizada con Unax para disputarse el puesto de peor concursante. Su acompañante, Miki Nadal, no ha sido un salvavidas en sus actuaciones. No interpretaba canciones, las perpetraba. Cuando actuaba ese niño la sensación era como ver a Mari Carmen y sus muñecos, él el muñeco y Miki Nadal el ventrílocuo.


Julia: Sin duda, la repelente del grupo. No dudo de sus cualidades interpretativas, pero vaya tela lo marisabidilla que era la niña. Ha sido el único caso en el que su acompañante -muy malo como cantante, pero muy gracioso con sus comentarios- le ha servido para dar una mejor imagen. Estoy seguro de ello.



Nayra: No canta nada mal, pero ésta es la que os decía que sospechosamente siempre (salvo en una ocasión) le ha "tocado" imitar a una folclórica o similar. Llegó a la final (por méritos propios, no digo que no) y se forzó un poco que ésta fuera más reñida. Su acompañante era una tal Ana Simón (no preguntéis quién es porque no tengo ni idea, ni ganas de buscar en Google)


Si os parece, dejamos ya a los concursantes y pasamos a hablar -aunque sea un poco- de los miembros del jurado del programa. Tres eran los componentes del mismo:

Ángel Llàcer: Besucón, chillón e histriónico a partes iguales. Desconozco (y casi dudo) cuáles son sus méritos para formar parte de un jurado musical, pero lo cierto es que allí estaba, dando la nota (ahí va, ni a propósito) en cada programa, intentando destacar en cada una de sus intervenciones y concediendo puntos según su peculiar criterio, no siempre coincidente con el de la mayoría de los espectadores o ni tan siquiera con el resto de miembros del jurado.

Este tipo también se encargaba de ayudar a los niños en la imitación del cantante que les había tocado en lo que respecta a la puesta en escena. Supongo que será un actor de reconocido prestigio o, como mínimo, un experto en la materia.




Carlos Latre: Hay que reconocer que es un gran imitador de todos sus personajes y además un tipo simpático. De música, interpretación y/o puesta en escena no parece dominar mucho, pero ... ¡qué más da!, ¿es eso importante o incluso necesario para formar parte de un jurado musical? Pues ya está.

Mónica Naranjo: La otrora cantante y ahora miembro de jurado solía poner esta cara cada vez que durante la actuación de alguno de los concursantes la enfocaban. No tenía el gusto de conocerla (salvo por una canción de hace unos años en la que gritaba mucho) y me ha parecido de lo más vulgar. Sus bromas -junto con el inefable Llàcer- muy fuera de lugar y más si tenemos en cuenta de que se trataba de un programa ¿infantil?, ¿de niños? ¿para niños? ... no sé.

Como os decía, el programa empezaba muy tarde y si a eso le añadimos que era en Antena 3 y el gusto que esta cadena televisiva siente por los anuncios (o lo bien que trata a los anunciantes) es fácil entender que acabara tardísimo. Los anuncios venían con nocturnidad (nunca mejor dicho) y alevosía. Cuando menos de lo esperabas, y siempre dentro del programa, aparecía el Llàcer para vendernos unas chocolatinas o un televisor de última generación. Otras veces, para no engañar al espectador (ejem), hacían pausas advirtiendo de la duración de éstas. Ya sabéis, empiezan diciendo que 1 minuto vuelven y cuando ya está acabando el programa, son las tantas, no tienes capacidad de reacción, las pausas son de 7 minutos.

Bueno, no quiero alargarme más. Solo deciros que ganó el concurso la sobrina de A., la mejor con diferencia. Desde hace años, en muchas reuniones familiares, canta algunas canciones (algunas propias, otras no) y, de verdad, lo hace muy bien. Os dejo una foto suya.

Abril

10 comentarios:

  1. Lo primero, ¡enhorabuena a Abril! Vi algún programa (perdón, "trozo de"), y la verdad que lo hacía muy bien.
    Ahora viene la parte mala. Lo siento, pero tengo que regañarte Páter, te has pasado y bastante. Comprendo que el programa tenga lo suyo, los anuncios, que son para darles de comer aparte, los presentadores y jurado, que pueden ser de tu gusto o no (te doy pistas: estos eran los jurados de Tu cara me suena versión adultos, y Llácer por ejemplo, aparte de ser homosexual y tener que demostrar a cada segundo cuán orgulloso está de serlo, creo que está muy bien preparado). Pero los niños niños son, y no creo que debieras haberlos criticado, y menos tan personalmente. Hay cosas que no se deben de tocar en público.

    ResponderEliminar
  2. Respuestas
    1. Jo Páter, no te sorprendas. Solo intentaba serte sincera...

      Eliminar
    2. Te agradezco tu sinceridad (es una de las cosas que me gusta de los que aquí comentan), pero eso no quita que me pueda sorprender

      Eliminar
  3. No ví el programa ,algunos trocitos sueltos cuando haces zaping. Estoy de acuerdo contigo en cuanto a lo que ví : me gusta Carlos Latre ,pero Llácer , apesar de a veces ser genial , otras muchas veces es un pesao empalagoso y repetitivo. Mónica Naranjo no me gusta tampoco , pero en fin, lo importante es que por fin se cumplió eso de ¡Ganó el mejor!¿no?. Felicidades a la niña que se lo merecía ¡Estará muy contenta!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. Es cierto, son empalagosos, pero imagino que son "exigencias del guión". Gracias

      Eliminar
  4. Felicidades. A mí tampoco me gustan esa clase de programas. Me parece que explotan a los niños. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. No tengo yo esa sensación de que los exploten, es otra cosa, que no sé cómo definir

      Eliminar
    2. Yo lo llamaría aprovecharse de ellos.

      Eliminar

Recuerda que es un blog para todos los públicos. Si vas a dejar tu comentario, procura que no sea ofensivo ni de mal gusto, así como que sea respetuoso con las opiniones de los demás. Muchas gracias