jueves, 26 de abril de 2012

Dos tonterías

Hoy volvemos con una de esas entradas tontas (iba a decir que tanto gustan, pero mentiría) porque si sigo contando cosas como vengo haciendo en los últimos días, la gente va a dejar de leerme. Y con toda la razón.

Esta mañana oía en la radio el inicio de una entrevista que le hacían a un taxista que se quejaba de la crisis (¡cómo no!) del sector y ante la primera de las preguntas -no recuerdo exactamente cuál era- él contesta "Sí, llevo 34 años en el taxi". Lo primero que pensé fue "¡Jó, cómo debe tener las piernas!" Pues esta tontería me ha llevado a recordar otras dos, también absurdas, pero mucho más graciosas. Ambas se desarrollan en Sevilla y las contaba mi madre.

La primera de ellas se la contó, si no recuerdo mal, una tía suya que trabajaba en el Ayuntamiento de Sevilla. No sé qué año era, pero sí que hace ya mucho. Al parecer, una persona intentaba entrar en la Casa Consistorial por la tarde y comprobó que la puerta estaba cerrada. En ese momento pasaba por allí una persona y el que intentaba entrar en el Ayuntamiento le preguntó "¿Sabe si no trabajan por la tarde?" y el otro, muy guasón, le dice "No, cuando no trabajan es por la mañana, por la tarde ni vienen".

La otra que contaba mi madre tiene como escenario un estanco que lo atendía una mujer muy resabiada y muy cursi. En aquella época existía un tabaco que se llamaba "Goya". Apareció un hombre y dijo "Un Goya", a la vez que dejaba sobre el mostrador unas monedas. La dependienta, muy cursi ella, dice "¿Un paquete de tabaco?" Y el otro le suelta "No, si le parece me da un cuadro por cuatro perras".

Ahora que leo lo escrito, veo que no tiene ninguna gracias, pero si se lo oyerais contar a mi madre, os moríais de la risa.

Hoy ha sido también un día intenso (y lo que queda) aunque tengo buenas sensaciones, sobre todo con una conversación con un amigo que me ha animado mucho y puede fructificar en inmediatas colaboraciones en el sector de las tecnologías, eso sí, desde el punto de vista jurídico. Y mañana dos encuentros más. Y la semana que viene, más.

Por cierto, hoy también he recibido un correo electrónico de una lectora de este blog que me daba unas muy buenas ideas. Muchas gracias.

17 comentarios:

  1. Dices que no tienen gracia pero a mi me lo han hecho... ajajajam sobre todo la primera. Y si me pongo a imaginar a una mujer con acento andalú contándolo, aún me río más.

    Lo tuyo me alegra que se vaya solucionando, lo sabes.

    Bicos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, si te lo imaginas es más gracioso.

      Muchas gracias, Leles.

      Eliminar
  2. Buenos chistes ... como el del conserje del Ministerio, que se acerca a un individuo que pretendía aparcar delante del edificio y le dice: "lo siento, pero aquí se ponen los ministros", ante lo que el hombre, sin inmutarse, contesta: "no se preocupe, llevo anti-robo".

    ResponderEliminar
  3. Es que los sevillanos son muy salaos. Me alegro de que tengas tantos planes. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que lo son, Susana.

      A ver si estos planes se van ya concretando (paciencia, debo tener más paciencia)

      Eliminar
  4. Lo de por la tarde ni vienen, es muy típico de mi tierra jejejeje. Estos funcionarios...
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Jajaja, es cierto que contados tienen más gracia, pero a mí me han hecho reír. Me alegro mucho de que tengas tantos planes a la vista. Últimamente no comento todos los días porque no sé porqué pero ahora no me deja comentar desde el ipad, y a veces no tengo tiempo de sentarme con el ordenador. Pero no te vayas a creer que te has librado de mí ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Vaya!, yo que creía que lo había conseguido ... ;-)

      Eliminar
  6. La 1ª me hizo reír, Páterfamilias: me siento reflejado, yo también podría decir lo que ese señor sevillano.

    Ánimo.

    ResponderEliminar
  7. A mi me han hecho reir los dos, y soy funcionaria, es que son divertidos (y no identifico el acento andaluz...). Qué bueno que todo se vaya acomodando, el otro día mi padre tuvo una reunión con un cliente, un hombre viejo que sigue creando empresa y este señor le dijo algo que impactó a mi padre y luego a mí (cuando me lo contó): "perro que se mueve siempre encuentra hueso"... hay que seguir moviéndose...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un acento muy gracioso.

      Buena frase. A ver si encuentro hueso.

      Eliminar
  8. Sí, hay historias que al pasarlas por escrito deslucen, pero las que has contado están muy bien.

    Saludos, Paterfamilias

    ResponderEliminar
  9. Pues a mí me has hecho reir mucho. Muy bueno!

    ResponderEliminar

Recuerda que es un blog para todos los públicos. Si vas a dejar tu comentario, procura que no sea ofensivo ni de mal gusto, así como que sea respetuoso con las opiniones de los demás. Muchas gracias